Qué es el bazo y cuál es su función

bazo

El bazo es el mayor de los órganos linfáticos en el ser humano, situado junto al estómago y, aunque muchos piensan que no es importante, puesto que se puede extirpar y seguir viviendo, lo cierto es que desempeña funciones importantes para el organismo.

El bazo tiene el tamaño aproximado del puño de una persona adulta, y se sitúa en el costado izquierdo, junto al estómago y bajo el diafragma, justo debajo de las costillas. Por ello, un traumatismo sobre las mismas provoca frecuentemente daños en este órgano.

Como parte del sistema linfático, su función principal es la inmunológica. El bazo se encarga de fabricar anticuerpos para luchar contra las infecciones.

Si a una persona se le extirpa este órgano, necesitará seguir un riguroso control en las vacunas, ya que se debilita considerablemente el sistema inmune, aunque algunas de las funciones del bazo las desarrolle el hígado cuando esto sucede.

Por otro lado, el bazo funciona también como un almacén de sangre, procurando su suministro en caso de que sea necesario.

También ayuda en el equilibrio de los líquidos del organismo y de destruir las plaquetas y glóbulos rojos deteriorados.

Durante la gestación, el bazo produce glóbulos rojos en el feto, aunque esta función desaparece en los adultos, reapareciendo sólo en los trastornos que merman la capacidad de la médula ósea para producir cantidades suficientes.

Los traumatismos son los problemas que más afectan a este órgano, y su extracción se lleva a cabo cuando el golpe ha sido directo para, así, evitar el desangrado pues, como apuntábamos, ejerce de almacén de sangre.

Otro problema asociado este órgano es la esplenomegalia que consiste en un agrandamiento del bazo, normalmente debido a infecciones bacterianas, parasitarias o virales, aunque también se puede deber a alguna enfermedad que afecte al hígado, o de la sangre.

Además de llevar a cabo un tratamiento contra el problema que origina esta inflamación, el afectado debe tener especial precaución para no recibir golpes en esta zona, puesto que en estos casos, es más probable su ruptura.

Por tanto, como habéis podido comprobar, el bazo, aunque no sea un órgano vital, cumple unas funciones importantes para el organismo, por lo que no tenemos que tomarlo a la ligera.

Related Post

Publicado en Salud Etiquetas: , , , , ,